Un muerto a manos de la justicia por mano propia


EN ZARATE, UN CARNICERO APLASTO CON EL AUTO A UN ASALTANTE QUE TAMBIEN FUE GOLPEADO POR LOS VECINOS Y FINALMENTE MURIO

Por Horacio Cecchi

Un carnicero aplastó con su auto contra un semáforo a un hombre que hacíaZárate unos instantes había robado en su comercio junto a un cómplice que logró huir. El comerciante persiguió esquivando tiros a lo largo de cuatro cuadras al dúo que escapaba en moto. Después de aplastarlo con el auto, vecinos y vecinas insultaron y golpearon al asaltante, que murió en el hospital. En una confusa idea de la legítima defensa, ayer también, un remisero en José León Suárez desarmó a un hombre que le apuntó con un revólver y lo mató de tres tiros por la

espalda. Los dos casos de reacción posdatada se suman al del médico Lino Villar Cataldo, que hace quince días mató de cuatro tiros a un joven que intentaba robarle el auto, y argumentó legítima defensa aunque el relato del médico no termina de cuajar en la fiscalía. Ayer, por la tarde, vecinos de Zárate entraban a la intendencia para reclamar la liberación del carnicero. El jefe comunal denunció que el Gobierno nacional sacó 150 prefectos de la ciudad (ver aparte).

La noticia era impactante: un carnicero persiguió con su auto, y atropelló a uno de los dos delincuentes que instantes antes habían entrado a robar a su comercio de la ciudad bonaerense de Zárate. Vecinos enardecidos lo golpearon mientras estaba vivo y aplastado por el auto. Más tarde, el hombre murió en el hospital. La imagen sobredimensionada del ladrón que finalmente murió, atrapado entre el caño del semáforo y el auto del carnicero, y el video tomado desde un celular en el que el ladrón es insultado y golpeado mientras está atrapado por el auto, armaron el raid periodístico que insufla ánimos en defensa del exceso como legítima defensa.

El episodio ocurrió el martes poco antes de la una del mediodía, en una carnicería situada en Echeverría y Suipacha, cuando dos hombres que iban en una moto entraron a robar, se apoderaron del dinero de la caja y escaparon. El carnicero, Daniel Oyarzun, primero golpeó con un cuchillo contra una sierra sinfín para asustar al dúo. Y logró su cometido. Los asaltantes tomaron algo de dinero de la caja, dispararon una vez y huyeron. Oyarzun salió a la calle y, según el relato de los testigos, el dúo empezó a tirarle mientras escapaba en la moto. El carnicero optó por subir a su Peugeot 306 y perseguirlos.

Pero la escena no quedó ahí. Cuando llevaban recorridos 400 metros, Oyarzun logró empujar la moto con su auto y voltearla. Uno de los dos hombres logró escapar a pie, pero el otro, Brian González, quedó atrapado entre el paragolpes del Peugeot y un semáforo, gravemente herido. La escena desató la furia de algunos vecinos que se acercaron al atrapado al que le era imposible defenderse ni escapar. Primero empezaron a insultarlo y enseguida comenzaron a golpearlo. Una manera bestial de acompañar la idea de la legítima defensa. Los golpes terminaron, recordando la ley cuando llegó la policía. González, gravemente herido, fue retirado de debajo del auto y trasladado al hospital Virgen del Carmen donde murió el martes a la noche.

Habrá que esperar qué determina la justicia respecto a la persecución de Oyarzun, si su abogado logra encuadrarlo dentro de la legítima defensa. Difícilmente se pueda sostener que la reacción vecinal se encuadre en el marco de la justicia por mano propia que, como su propia definición lo señala, no es justicia. Tampoco linchamiento, que le daría cierto sentido de reacción justificada.

Los peritos policiales no encontraron armas, pero sí detectaron al menos seis impactos de bala a lo largo del recorrido de la persecución.

Oyarzun quedó detenido en una seccional de la zona. Ayer por la tarde fue indagado por el fiscal Martín Zocca. La causa quedó caratulada como homicidio.

El carnicero declaró al fiscal que quiso recuperar el dinero y que sólo intentó tirar de la moto a los delincuentes pero los frenos del auto no respondieron. “No quise matarlo, nada más quería recuperar la plata que me robaron”, dijo el hombre, quien estuvo representado por el defensor oficial Flavio Águila.

La jueza de Garantías Graciela Cione resolverá en las próximas horas si avala el pedido del fiscal Zocca para que siga detenido a la espera del resto de los peritajes.

Un hermano del carnicero, que se identificó como Gabriel, relató su escena: “Él se defiende, sale con el auto y ellos empezaron a efectuar disparos para atrás, a tirar y a tirar, gracias a Dios que no hubo victimas secundarias, todo el tiempo tiraban y él se los llevó con el auto”, describió sin aclarar a qué víctima se refería, si a su hermano o al muerto.

Por su parte, la cajera del local, cuñada del carnicero, dijo que uno de los asaltantes disparó dentro del comercio cuando Oyarzun golpeó con una cuchilla la sierra. “Mi cuñado los quiso tirar de la moto, no matarlos, quería tirarlos para que los agarráramos y se los llevaran, pero pasó lo que pasó”, dijo la mujer.

Otra cara del caso la dio el intendente de Zárate, el vecinalista Osvaldo Cáffaro. Cargó contra la ministra de Seguridad nacional, Patricia Bullrich a quien le pidió una audiencia. “De 340 efectivos de Prefectura que había, se retiraron 150 de un día para el otro, esto descompensa cualquier planificación de seguridad urbana”, denunció.

A media tarde, el salón principal de la intendencia fue tomado por vecinos que reclamaban con carteles la liberación del carnicero. La lectura de los carteles no dejaba dudas: la víctima era el carnicero; los que habían golpeado al atrapado bajo el auto eran vecinos indignados; el único muerto no era víctima sino culpable. La pregunta ausente en los carteles fue ¿en qué momento defenderse deja de serlo para transformarse en agresión?

En: Página/12

Anuncios

6 comentarios

Archivado bajo Noticias

6 Respuestas a “Un muerto a manos de la justicia por mano propia

  1. Juan Huerga

    Estimado Horario,

    La respuesta a su pregunta tiene que ver con los medios que utiliza un agredido (el carnicero) para defenderse de una agresion cometida por los asaltantes. Si lo hubieran asaltado con un palo y el carnicero hubiera urilizado una Uzi para acribillarlos a tiros, podriamos entender que pasó de ser agredido a agresor.
    En el caso mencionado en la nota entiendo que es un poco forzado pensar que el carnicero se exedió, porque ademas de ser inicialmente el agredido, la justicia tbien deberia tener en cuenta lo que genera emocionalmente el hecho de ser asaltado de manera tan violenta, ademas de que al perseguirlos para recuperar su dinero le dispararon varias veces y él no utilizó armas de fuego.

    Por otro lado, me sorprende la postura de muchos de los periodistas de este diario, que leo desde que tengo 12 años, ahora tengo 41, tratando de estigmatizar a los trabajadores que tratan de defender lo poco que tienen y que les cuesta tanto esfuerzo ganar. Estoy seguro que ninguno de ellos, cuando empezó su jornada laboral, deseó ser asaltado para asi poder justificar una reacción violenta.

    Por último, le aclaro que siento un profundo desprecio por las armas y por todo tipo de violencia. Pero así como entiendo que muchos jóvenes argentinos decidieron defenderse con armas de la agresión continua de los que se apropiaron del estado ilegitimamente durante los años 60 y 70, aunque soy muy critico de muchas de las acciones que se tomaron y que encuadrarían en su postura sobre agresión-agredido (ej: muerte de Aramburu), entiendo tambien que un tipo cansado de que lo afanen tenga una reacción que pueda parecer a priori desmedida. Tambien le aclaro que yo no participaria del asesinato de un asesino como Aramburu ni tampoco mataria a alguien que me asaltara, pero claro, a mi nunca measaltaron ni tampoco me tocó ser joven en los 70.

    Saludos

    Juan huerga

  2. Juan Pablo Soto Pelayes

    Estimado Horacio.

    Te saludo antes que nada, y te comento que leí tu articulo titulado: Un muerto a manos de la justicia por mano propia. Lamentablemente la sociedad ante la ausencia del Estado y la Justicia, tuvo que recurrir a estos métodos.
    Esta sociedad enferma es la que nos dejó el gobierno Kirchenista, que a su vez negó la inseguridad (sensación), así como la inflación (indec trucho), la pobreza ( NO DABAN ESTADÍSTICAS PORQUE “ESTIGMATIZA”) etc etc.

    Que podes pretender después de todo?

    Yo te pregunto (y ojala que nunca le pase a nadie mas), que pasa si entran a tu casa delincuentes armados y amenazan a tu familia? no la vas a defender?

  3. Juan Manuel Paz

    Estimado: quisiera simplemente felicitarte por la nota, por los grandes puntos neutrales que exponés. En los tiempos que vivimos es necesario leer algo como lo que escribiste, a sabiendas de tener que oficiar diariamente escenarios de sobreviviencia. Desde ya muchas gracias y felicitaciones

  4. Yesica Aguilar

    Hola, me entusiasmó mucho su artículo de hoy sobre la situación del chico muerto por el carnicero, no tengo muchas ganas de escribir sin embargo sólo voy a decirle que su perspectiva es muy humana..¡gracias!

  5. Felipe Garay

    Hola Horacio, mi nombre es Felipe Garay.
    He seguido de cerca las notas de los principales medios sobre el caso sobre el que escribiste.
    Muy lleno de dolor, he leído y releído notas donde la humanidad se desvanece, no aparece ni en el contenido de los artículos, ni al hacer referencia a las personas vinculadas al hecho, ni siquiera en el autor de los artículos, pues la mayoría están sin firmar.
    Después de leer tu artículo y tras escuchar lo que dijo el presidente, te quería agradecer por presentar una postura diferente, por hacerte los interrogantes que nadie se hizo y por dar una opinión firmada. En un contexto como el actual, donde la violencia se lo come todo, se necesita mucho valor para ir en contra del discurso individualista e indiferente que impera.
    En fin, muchas gracias por ser una voz clara entre tanto ruido, o peor aún, entre tanto silencio.
    Saludos,
    Felipe.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s