A propósito de la educación en cárceles


La Cámara de Diputados de la Nación dio media sanción ayer al proyecto de ley de la Diputada Adriana Puiggrós sobre educación en contextos de encierro, que propone modificar el Capítulo VIII de la Ley 24.660 de Ejecución de la Pena Privativa de la Libertad, a fin de garantizar el acceso de toda persona privada de su libertad a la educación pública en línea con la Ley de Educación Nacional. Retomando iniciativas anteriores, el proyecto avanza en el reconocimiento del derecho de las personas privadas de su libertad a la educación pública, la instauración de la escolaridad obligatoria para los/as internos/as que no hayan cumplido el mínimo establecido por la ley, la promoción de la educación en contextos de encierro en todos sus niveles y modalidades, la creación de un régimen de estímulo y el establecimiento de un mecanismo de fiscalización de la gestión educativa. El proyecto fue aprobado por unanimidad y contó con el aval de diversas instituciones y organizaciones con trabajo en cárceles.

Penitenciarios, ponerse las pilas.

Anuncios

3 comentarios

Archivado bajo Noticias

3 Respuestas a “A propósito de la educación en cárceles

  1. Anahi

    Sin duda es un abance importante que las personas privadas de su libertad cuenten con la chance de recibir educacion. Tan interesante proceso de reforma se veria enriquecido si el personal policial recibiera la misma educacion publica, pero de manera obligatoria. Tengo entendido que para ser policia no hace falta haber terminado secundario. Entiendo que lo que antes se llamaba secundario ahora esta comprendido entre el 3er ciclo del EGB (que obligatorio) y el polimodal (que no lo es).

  2. Felicito a todos aquellos que proponen e impulsan el cambio de esta situación aberrante en la historia de la humanidad.
    Muchos desde diferentes flancos intentamos romper con este paradigma actual que no hace mas del ser humano una máquina capaz de destruir todo a su alrededor con tal de salir beneficiado; producto del sistema maquiavélico en el que estamos inmersos. Pero no es la única salida. Se puede vivir de otra forma. El cambio depende de nosotros, de cada uno de nosotros, como ciudadanos, como seres habitantes de este planeta, como coterraneos.
    Seamos partícipes de este cambio. Dejar la mecedora para ponernos a trabajar ente todos!

  3. violeta

    creo que se avanza a paso de tortuga, y no es ser pesimista sino que el aumento de la violencia hace que todos estos temas que son producto de un sistema corrupto deban comenzar a tratarse y resolverse con urgencia. Hoy las cárceles están llenas de gente, y en su mayoría jóvenes, que si se hace un seguimiento de su historia, en un punto se junta con algún político corrupto asociado al tráfico de drogas y otros delitos. En mí caso hablo especificamente de Comodoro Rivadavia, provincia de Chubut, donde el mejor ejemplo de corrupción política está demostrado en las elecciones actuales. Acá las cárceles y comiserías son lugares olvidados, la educación en contextos de encierro ni siquiera figura en el ministerio de educación, las clases que se brindan son esporádicas sin apoyo del personal policial, que pone trabas a docentes y detenidos , no hay talleres y ninguna posibilidad de resocialización.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s